Con tan solo 3 fechas por disputarse, el Grupo I de la Segunda División B española vivirá, este domingo 2 de mayo, uno de los duelos más apasionantes de todos los que se disputan en nuestro país este fin de semana. El mítico Multiusos de San Lázaro será testigo de un S.D. Compostela – Real Oviedo que se antoja vital para los gallegos en sus aspiraciones de alcanzar los puestos de playoff

Será un partido muy especial, además, por tratarse del club asturiano como adversario, ya que la historia reciente del ‘Compos’ en lo más alto del balompié patrio estuvo muy ligada a los ovetenses. Y es que los carbayones fueron el primer equipo al que los compostelanos se enfrentaron actuando como locales en el recién estrenado Multiusos, allá por 1993. Al año siguiente, y ya en Primera, el club gallego anotaría su primer gol en la máxima categoría del fútbol español, por mediación de Christensen, en el Carlos Tartiere. Y en ese mismo escenario, pero cuatro años más tarde (1998), el Compostela se iba a despedir de la élite con una estéril victoria por 1-0 que no iba a impedir su descenso a la categoría de plata.

SD Compostela 1995

Ohen, Fabiano, Christensen y compañía instantes antes de un partido en San Lázaro (Foto: lavozdegalicia.es)

Fue una época brillante para la entidad y la ciudad de Santiago. Durante esas cuatro temporadas que el club se mantuvo en la cumbre, el ‘Compos’ pudo paladear el delicioso sabor de pasearse por los mejores estadios del país, de regalarle a su entregada afición victorias increíbles ante Deportivo, Celta o Atlético de Madrid, se disfrutó de recibir en San Lázaro a leyendas como Raúl, Ronaldo, ‘Kiko‘ o el ‘Piojo’ López, e incluso hasta se logró alcanzar un subcampeonato de invierno. Fueron los años en los que el aficionado se podía permitir el lujo de soñar despierto gracias a gente como Castro Santos y Fernando Vázquez en el banquillo, y Fabiano, Ohen, ‘Nacho’, Passi, ‘Tato’ Abadía, Penev y un interminable etcétera de jugadores míticos para la entidad.

Pero el sueño se rompió, y comenzó una larga travesía por el desierto de más de una década; pésimos resultados, peores gestiones económicas, descensos administrativos, y hasta una refundación son sólo una muestra del calvario que han tenido que vivir los hinchas de la “Esedé”.

Sin embargo, parece que desde Santiago se empieza a ver la luz al final del tunel: en 2013, y tras dos campañas en preferente, se logra el ascenso a Tercera. Un año después, y tras superar 3 eliminatorias durísimas, se alcanza la categoría de bronce, y en 2014 se logra una importantísima permanencia para otorgar estabilidad y continuidad al proyecto. Y en esta presente 2014/15, la ilusión, esperanza y fantasía inundan de nuevo las calles de la capital gallega: a falta de 3 jornadas para el final de la temporada regular, el equipo se encuentra a tan solo 3 puntos de la cuarta plaza que da acceso a las eliminatorias por el ascenso.

SD Compostela 2015

Los jugadores celebran un tanto en la victoria ante el Valladolid B esta temporada (Foto: sd-compostela.blogspot.com)

La hinchada está totalmente volcada hacia sus jugadores, y habrá lleno absoluto para apoyar, desde el mismísimo calentamiento, a sus ídolos; a estos hombres que les han llevado a sentir de nuevo ese cosquilleo y emoción cada vez que, por la bocana de vestuarios, aparecen las camisetas blancas y celestes. Ya no son los Fabiano, Ohen o ‘Nacho’, pero eso no importa; ahora son los ‘Jimmy’, Qasmi, Ramón Sánchez, Manuel Rodríguez y compañía los que han devuelto a la afición el sueño de volver…

Y a veces, los sueños se cumplen.

Anuncios